Julio Arbizu - Ideeleradio
Julio Arbizu - Ideeleradio

 

Lo expusimos desde la Procuraduría

Ideeleradio.- Siempre hubo sospechas sobre los centros de arbitrajes que fueron hipotecados a intereses particulares, dijo el exprocurador Julio Arbizu, tras sostener que la empresa Odebrecht no solamente se valió de funcionarios, sino también de privados para actuar de manera ilegal.

Fue al comentar la decisión de Germán Juárez Atoche, fiscal del Equipo Especial Lava Jato, quien solicitó prisión preventiva por 36 meses para 16 árbitros comprometidos con el caso Lava Jato por favorecer irregularmente a la empresa Odebrecht con laudos arbitrales que demandaron pérdidas millonarias para el Estado peruano por hasta US$254 millones.

“[¿Cómo observa la situación de estos árbitros que favorecieron a Odebrecht?] Hay una sospecha que se remonta a muchos años atrás sobre distintos centros de arbitraje hipotecados a ciertos intereses particulares. Hace mucho tiempo que esto se discutía como una alerta y en la Procuraduría lo expusimos, pero lamentablemente en muchos de estos casos no hay delitos contra la administración pública muy claros, y hay otro tipo de infracciones o de carácter común”, dijo en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

“Pero había una sospecha, insisto, que alguien venga a decir que esto había sido un camino impoluto definitivamente no [es así], porque siempre hubo sospechas. No solamente en los arbitrajes ligados a Odebrecht y al Estado, sino en el sistema en general”, anotó.

Actuación ilegal de Odebrecht

Arbizu González dijo, por otro lado que hubo una trama muy compleja que favoreció la actuación ilegal por parte de Odebrecht, que no solamente se valió de funcionarios públicos, sino también de lo privados.

“Acá hay una trama muy delicada, compleja de favorecimiento a la actuación ilegal de una empresa que se valió no solamente de funcionarios públicos, sino de sujetos privados para urdir su actuación ilegal”, aseveró.

“[…] Aquí puede entenderse que estos señores cumplen con una función pública y en su ejercicio pueden cometer delitos que no son delitos especiales de la función pública, pero pueden ser atribuidos a particulares, como en estos casos, donde se ha visto en la trama de Odebrecht complicidad con algún tipo de funcionarios a quien sí se le atribuye delitos especiales propios”, anotó.

Más en Ideeleradio

Ver video

Comments

comments